23 de marzo de 2012

¿Por qué nos apetece tanto un concierto de La Casa Azul?


La gira de La Polinesia Meridional de La Casa Azul comenzó en Valencia a comienzos de marzo. Hoy y mañana lo hace en Madrid en el Ochoymedio (Sala But) con todas las entradas vendidas desde hace días -y esta noche después con sesión especial Ochoymedio donde estará Guille Milkyway DJ Set junto a Luis Elefant DJ-, y la próxima semana sigue en Barcelona en el Apolo.

Llevábamos desde que acabara la gira de La Revolución Sexual en el 2008 huérfanos de conciertos de Guille Milkyway, con alguna excepción como Flor de Pasión o el cierre del anterior Ochoymedio el año pasado, pero ahora regresa y lo hace a lo grande con la gira de La Polinesia Meridional.


¿Por qué nos apetece tanto un concierto de La Casa Azul? Podría decir, como pseudo sociólogo, que esto es un estudio sociólogico, pero no. Son diez motivos que se me han ocurrido y que creo que pueden ser compartidos por más personas.

1. Ambiente especial. Quizás los conciertos de La Casa Azul, junto a Delafé y las flores azules, son los dos únicos grupos cuyos conciertos se convierten en algo más. El ambiente que se respira, es muy diferente, de magia, de buen rollo, de sensaciones especiales que después vienen dadas por las canciones.

2. Himnos generacionales. Si, porque no nos engañemos, desde que nació La Casa Azul han pasado, ni más ni menos que doce años, así en este tiempo todos hemos hecho nuestras Cerca de Shibuya, Superguay, La Revolución Sexual y del último disco yo ya he hecho mío la canción eurovisiva que es Sálvese quien pueda.


3. Karaoke colectivo. Lo que muchos piensan que es malo, en los conciertos de La Casa Azul la voz de Guille se une a las masas de gente que cantan como si les fuera la vida en ello, una catarsis que viene por medio de las canciones. Como si fueran mantra que nos van a liberar de todos los malos momentos que podemos estar viviendo. Salir afónico de un concierto así, puede pasar y es hasta un buen síntoma.

4. Reunión de amigos. Cuando uno lleva años yendo a este tipo de conciertos, al final se hace amigos. Esas reuniones de gentes de foros, reencuentros años después en noches de fiestas con gente que los seguía, gente que haces amistad en los conciertos, hasta encontrarte con Montse de Elefant que siempre tiene un abrazo para ti. Siempre se suele quedar además antes en plan grupal a hacerse unas cañas, por hacer más hincapie en esta unión



5. Puesta en escena. Hasta ahora había sido secundario, sólo había que ver conciertos de la época de Tan simple como el amor donde eran él y un piano. Ya con La Revolución Sexual se convertía en un complemento perfecto que abría además los conciertos con una preciosa introducción, y fondos en cinco plasmas con androides, imágenes evocadoras, luces y demás. Ahora en La Polinesia Meridional se vuelve parte fundamental de la gira con 20 pantallas LCD llenas de imágenes, proyecciones y hasta interacciones. Está acompañado por dos músicos perfectamente mimetizados con el ambiente cósmico de este disco, igual que cuando se hicieron las fiestas de presentación del último disco.

6. Selección de temas. Por mucho que sea la gira de La Polinesia Meridional, y que tenga buena parte de temas, en los más de 20 que, presumiblemente, volverán a sonar en los próximos conciertos hay tiempo para un repaso a lo largo de su carrera. Así escucharemos temas de sus anteriores trabajos, e incluyendo una versión de un tema clásico. Algo que siempre hace.


7. Sonrisas y lágrimas. Hasta ahora La Casa Azul siempre nos ha hecho llorar, literalmente, de felicidad. Con La Polinesia Meridional nos vamos a encontrar con muchas canciones que, aunque bailando y dándolo todo, pueden provocarnos unos sentimientos de esos que golpean al corazón. Preparen sus sentimientos porque vienen curvas, giros, loopings de vértigo en esta montaña rusa musical.

8. Guille Milkyway. Él mismo es un motivo para el concierto, por la humildad que se le ve en el escenario, los agradecimientos que siempre hace ante el público, hasta esa adorable negatividad que hacen ganas que cada vez que le ves te den ganas de abrazarlo como sino hubiera mañana.



9. Concentración de hombres interesantes, ¿Por qué La Casa Azul concentra a tanto chico guapo y para todos los gustos? Desde modernos de manual, hasta grupo de gente osezna, la típica persona que podría ser tu vecino... seguro que es una buena manera, y augura un matrimonio largo, encontrar novio en un concierto de La Casa Azul. De fijo.

10. La sensación de catarsis. Salir de un concierto de La Casa Azul es como salir de un spa, de una sesión de masaje, de una terapía con el psicólogo o como haberte tomado un myolastán. Una sensación de paz y felicidad diferente.



Recomendable, por cierto, el artículo que Maxi me ha pasado esta mañana de El Pais de hoy con una gran frase como "Hay hambre de pop culto y suntuoso, que reacciona ante las miserias del tiempo presente"


Si podéis, ir a ver a La Casa Azul. No os dejará indiferente. 
Paraísos artificiales bailables para tiempos jodidos.


Dedicado a los que nos veremos, de fijo, en estos días Seis grados bajo cero, Technocolour, Miss April, M Chan, Rachel, Juan "Cruelty without Beauty" Hernando, Inés, Rubik, Juanto, Isaías FanloLleonard PlerMaxi, Oligoqueto, Vir Ortega, Despop, Dark Pol, Iván A., Ephimer, Ángela, Miguel, Henar, Victoria, Tokio DJ, Tang de nararanja, Iconicopop, Astrakus, Ric, Jösë en la Luna, [Proudstar, Daniel, Silver y Rubén "hombres de negro"] Patricia, Estefania, Francis, Los invasores del espacio, Jonás, Montse, Belén, Ulía, Capitán Sunrise, Band à Part, Rexler, Satelitrex... y los que me dejaré.

4 comentarios:

  1. El artículo del que hablas no lo escribe cualquiera, lo escribe el que posiblemente sea el mejor periodista musical de España. Una de esas personas cuyos conocimientos de música, de un montón de tipos distintos y de todo tipo de épocas es tan abrumador que daría para rellenar varias enciclopedias...
    Y el tono en el que lo hace es... sencillamente para estar orgulloso de ser un fan.

    Y sí, firmo tu post, cambiando los generos en la opción 9, pero remarcando con fosforescente casi todas las frases.

    Un placer, como siempre.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por la mención. Estupendo el concierto del Sábado...te ví desde lo alto pero no me viste tu!

    ResponderEliminar
  3. joe!! y que no nos viesemos!! q rabia! con las ganas que tenía de gritar IMBECIL!! ;)

    ResponderEliminar
  4. No puedo estar más de acuerdo! Y ahora soy una más en esa reunión de "amigos". Pena que no nos hubiéramos visto en todos los anteriores. Hubiéramos bailado de lo lindo!!
    Un besito!!
    Xiana

    ResponderEliminar

"It's a brand new day things will go my way"

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...